RSS

El oficio de periodista

24 Ene

Aquellos folios arrugados en los que creaba pequeñas revistas cuando era una niña. Las cintas de cassette grabadas y regrabadas en las que guardo los programas caseros de radio que locutaba con mi hermana. Los cuadernos llenos de relatos que empecé con algo más de doce años. Vídeos caseros en los que no contábamos las vacaciones, sino que las presentábamos como si de un informativo se tratase. Aparecer en un Bachillerato científico por no decidirse a dar el salto… y descubrir a los dos meses de empezar Ciencias de la Salud que no quieres ni sabes ser otra cosa que no sea periodista. Descubrir, en medio de una facultad en la que los periodistas son los más numerosos y los más rechazados, que no te equivocaste al elegir tu futuro. Aprender de todo y de nada. Crecer. Que la suerte te conceda unos primeros pasos rodeada de buenos maestros que fabrican cada día el periódico de la ciudad, “el que se ha leído en casa toda la vida”. La sensación de leer por primera vez tu firma en un periódico. Eso de llevar más de ocho horas trabajando en la redacción y tener que cancelar planes con tus amigos, pero aún así sentir que estás haciendo lo que te gusta. Criticar el telediario a todas horas. Que las faltas de ortografía se te claven en el corazón. Ese gusanillo que te hace cosquillas por dentro cuando ves que está ocurriendo algo importante y te morirías por estar en una redacción, en una emisora o en un estudio de televisión contándolo. De esto que se te hace un nudo en la garganta cuando escuchas las historias de grandes periodistas (que no famosos) que han luchado toda su vida por trabajar de ello… y lo han conseguido. El armario y el recuerdo a punto de rebosar.

La cosa está chunga para vivir ahora del Periodismo, pero lo importante es no perder de vista lo que uno quiere ser y luchar por ello. Hace unas semanas, la periodista Noemí Hernández vino a la facultad para darnos una charla y abrirnos los ojos ante las distintas oportunidades que tenemos los que estamos a punto de licenciarnos. Ella defendía que la pasión es lo único que nos va a hacer seguir adelante con esto. Que el camino sea largo, y que haya dragones y tesoros, dijo. Feliz día de los periodistas.

Anuncios
 

Etiquetas: , , , , , ,

6 Respuestas a “El oficio de periodista

  1. Jéssica

    24 de enero de 2012 at 12:49

    Los pelos de punta, ¡me defines a la perfección!
    Gracias por tus palabras…
    De otra futura periodista.

     
  2. Nacho Bartolomé

    24 de enero de 2012 at 15:40

    La verdad es que tienes una bonita historia con el periodismo. Quedará de maravilla cuando te hagan entrevistas dentro de unos cuantos años (todo puede ser, jeje). Y encima la historia solo acaba de empezar…

    En mi caso lo más periodístico que hice en mi niñez fue hacer la revista del club que montamos entre unos cuantos coleguillas. Incluía reportajes, cotilleos, noticias, pasatiempos… y no sé si por falta de dinero o de inteligencia, confeccionaba yo mismo a base de boli y rotuladores el ejemplar que le correspondía a cada miembro del club en lugar de hacer uno y fotocopiarlo las veces necesarias.
    Y como desde siempre fui un gran lector (ahora menos, me eché a perder…), de ‘El Pequeño País’ pasé a leer el grande, me lo pasé pipa en el instituto haciendo nuestro propio periódico para ‘El País de los estudiantes’, con 15 años empecé a escribir en un par de webs de videojuegos que me hicieron ver lo que mola escribir algo y que te lo publiquen, y tras desventuras varias y mi demostrada inutilidad con las matemáticas me acabé dando cuenta de que Periodismo era la única carrera en la que podría disfrutar. Y en eso estoy.

    A la frase con la que cierras el texto añado otra que dijo Susana Roza, la presentadora del telediario matinal de TVE, en una conferencia que dio hace unos meses en la UVA: “El futuro es para los valientes”.

    Me ha gustado mucho la entrada 🙂

     
  3. lacocinadelelefante

    24 de enero de 2012 at 18:06

    Muchas gracias, Nacho. Tu historia también es muy interesante, ¡tuviste suerte de participar en El país de los estudiantes! En mi cole nada de nada… Pero bueno, parece que todos encontramos el camino. ¡Lo mejor de todo es que esto es solo el principio! ¡Feliz día!

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: